La nena víctima de bullying volvió a la escuela y tuvo una crisis: la decisión de sus padres

niña-bullying-escuela

Un nuevo capítulo lamentable en la vida de Agustina, la niña mendocina de 6 años que conmovió a todos tras contar el bullying que sufría en la escuela: “Me dicen gorda”. 

Días atrás y dada la repercusión, la pequeña recibió miles de mensajes de apoyo, pero uno fue muy especial. Lali Espósito le dedicó unas palabras de aliento y la invitó a uno de sus conciertos en Buenos Aires. 

Sin embargo, este jueves, sus padres la convencieron de volver nuevamente a la escuela, pero al poco tiempo de ingresar volvió a tener una crisis. “Terminamos en el hospital con mi hija llorando de angustia. Lamentablemente, no quisieron sedarla, pero fue un día muy complejo para la niña y para toda la familia”, contó Juan Carlos, el padre de la menor, al medio El Sol.

Según relató la familia, la pequeña sigue sigue muy afectada por todo lo que vivió: “Tanto es así que a las 3 despertó llorando y a los gritos decía que estaba cansada de todo y de todos y que solo quería descansar en el cielo”, sostuvo el hombre.

Además, el padre de la niña contó que le pidió a su abogado que hable con las autoridades de la Dirección General de Escuelas (DGE) para que la menor no vuelva más a ese lugar.

 
“Mi hija despierta de noche llorando y gritando que se quiere morir. Tiene 6 años y solo piensa en morir, es una locura”, confesó el papá.

Y explicó: “Mi idea es que estudie en casa, que me manden una maestra de apoyo y que siga con la asistencia de los profesionales, pero en mi casa. No quiero exponerla más”, sentenció.

Fuente: Telefe Noticias

Te puede interesar