Supermasivo agujero negro

La fusión de dos agujeros negros en uno “supermasivo” genera desconcierto en la ciencia, luego de la detección de las ondas gravitacionales que dieron cuenta del episodio, ocurrido hace 7.000 millones de años a una distancia de 17.000 millones de años luz.
an

Los dos agujeros negros, de 66 y 85 masas solares, se fusionaron dando lugar a un nuevo agujero negro masivo, de alrededor de 142 masas solares, el más grande jamas detectado con ondas gravitacionales. “Esta detección abre la puerta a descubrir muchos más posibles efectos astrofísicos nuevos”, indicó el investigador Thomas Dent. “Uno de los misterios del nuevo hallazgo es el origen de los dos agujeros negros progenitores.

“Si surgieron del colapso de estrellas, se sitúan en un rango de masas en el cual su presencia se considera, en teoría, imposible”, explica Dent. “Por tanto, podría ayudar a mejorar nuestra comprensión sobre las etapas finales de la vida de las estrellas masivas”, vaticina.

Si logran conocerlo y comprenderlo, podrían averiguar cuál es el origen de los agujeros negros supermasivos, uno de los rompecabezas más complejos de la astrofísica y la cosmología. Se sabe que los agujeros negros con masas entre 65 y 120 veces la masa del Sol no pueden haber sido formados tras el colapso de una estrella. 

Fuente: Hoy Dia Cordoba

Te puede interesar