Talleres merecía ser finalista

DEPORTES Por Omar EDEN
Talleres venció a Colón, pero no pudo llegar a la final. Fue 2-1 en Santa Fe pero no jugará el duelo decisivo debido a que Banfield, que buscará el título ante Boca, goleó a San Lorenzo
ARCHI_811438

Talleres obtuvo la victoria sobre Colón, en Santa Fe, por 2-1, pero no pudo alcanzar la final de la Copa Diego Maradona, al ubicarse en la segunda posición de la zona B, fase Campeonato del torneo.

Con el triunfo, el equipo dirigido por el uruguayo Alexander 'Cacique' Medina acumuló 11 puntos en 5 partidos y quedó detrás de la línea de Banfield (12), que dirimirá el título enfrentándose la semana entrante a Boca Juniors, ganador de la sección A.

El conjunto del barrio Jardín redondeó una gran campaña en el certamen y se aseguró el éxito con los tantos convertidos por el colombiano Diego Valoyes (Pt. 30m.) y Nahuel Tenaglia (St. 1m.).

El elenco 'sabalero', que reunió 4 unidades en la segunda etapa del torneo, descontó a través de Tomás Sandoval (St. 13m.).

El encuentro, disputado en el estadio Brigadier Estanislao López de la capital santafesina, estuvo a punto de suspenderse y no jugarse debido a una torrencial lluvia que se abatió sobre el terreno, justo media hora antes del horario pautado para el comienzo.

Sin embargo, el árbitro neuquino Darío Herrera procedió a dar el visto bueno para que el cotejo comience, aun cuando la cancha mostraba algunos charcos que hacían difícil la circulación del balón.

En ese contexto, Talleres se acomodó mejor a la situación en el período inaugural, con un Tomás Pochettino que se erigió en conductor y el colombiano Valoyes exigiendo por derecha.

Precisamente, en una conexión entre los dos mejores de la 'T' llegó la apertura del tanteador, a los 30 minutos. Es que Pochettino envió un centro que calzó perfecto el colombiano Valoyes para meter una volea y desatar el festejo.

Talleres, con un esquema práctico, buscó asegurarse el resultado apenas comenzada la segunda etapa. Y así fue que, en el primer minuto, una pelota detenida ejecutada por Pochettino fue conectada por Tenaglia, con un frentazo poderoso, que batió al uruguayo Burián, que podría haber hecho algo más.

El 2-0 presagiaba garantía de victoria para el once visitante. Sin embargo, el técnico Eduardo Domínguez mandó a la cancha a Facundo Farías y Tomás Sandoval y el elenco local mejoró con las modificaciones.

A los 13m., Colón logró achicar las cifras con un cabezazo de Sandoval, que aprovechó un rebote largo en el arquero Marcos Díaz (luego se retiró lesionado). El partido volvió a renacer.

En el tramo de cierre, el equipo local intentó conseguir la igualdad, pero no tuvo claridad y falló en la definición. Por eso, Talleres se despidió con una sonrisa y con la convicción de haber hecho lo que tenía que hacer.

Fuente: Cadena3

Te puede interesar