Diego fue un ratito

DEPORTES Por Omar EDEN
El DT del Lobo recibió placas por parte de las autoridades del fútbol argentina por su cumpleaños.
descarga

Diego Armando Maradona pudo finalmente estar presente en el arranque del primer partido de la Copa de la Liga Profesional de fútbol, que coincidió con la celebración de su cumpleaños 60, por el que los presidentes de AFA y la LPF, Claudio "Chiqui" Tapia y Marcelo Tinelli, se acercaron a saludar al astro, que se retiró unos minutos después por precaución, debido a la intensa emoción vivida durante el homenaje.

Maradona llegó alrededor de las 17:00 al estadio "Juan Carmelo Zerillo", donde estaba preparado todo un operativo para poder mantenerlo lo más cuidado posible del contacto con otros, ya que es un paciente de riesgo.

De todas formas, en un primer momento, permaneció en un VIP que montó el club para su recepción, siempre al aire libre y con el distanciamiento adecuado.

Luego de la arenga para sus futbolistas, el entrenador del "Lobo" entró a la cancha, acompañado por los encargados de su seguridad, que lo llevaron a través de la manga inflable hasta el centro del "Bosque".

Allí lo esperaban Tapia, Tinelli y el presidente de su actual club, Gabriel Pellegrino, para homenajearlo y saludarlo en el día de su cumpleaños, donde recibió un sinfín de reconocimientos a través de las redes sociales.

"El fútbol argentino te debe mucho", se le escuchó decir a Tapia a Maradona, en un breve diálogo que se captó a través de la transmisión oficial del encuentro.

Tanto "Chiqui" Tapia como Tinelli le entregaron plaquetas al "Diez", que las recibió con el barbijo colocado, teniendo en cuenta que se trata de un paciente de riesgo y vivió horas agitadas, ante la posibilidad que uno de sus custodios tuviera coronavirus.

Además, en una mesa, reposaban una torta con los colores y el escudo de Gimnasia, que decoró y musicalizó el estadio "Juan Carmelo Zerillo" para la ocasión, y otra con imágenes de Diego como futbolista de la Selección argentina.

Pellegrino, el anfitrión, le entregó a Maradona una camiseta del club por sus 60 años de vida.

Luego de la emoción intensa que vivió, "Pelusa" dejó el sillón que siempre suele ocupar en el banco de suplentes del "Lobo", aunque se aclaró que estaba perfectamente bien de salud y solo fue por precaución.

Fuente: Telefe Noticias

Te puede interesar