Un futbolista volvió a jugar después de superar un cáncer y sorprendió a todos con un mensaje en sus botines

VC3GBLRP75HOPHWM6H3CYCH7MA

Hace seis meses, Sébastien Haller fue diagnosticado con cáncer de testículo. Debió enfrentar un duro tratamiento que incluyó dos operaciones y este domingo pudo volver a jugar: entró en la victoria 4-3 del Borussia Dortmund frente al Augsburgo por la Bundesliga.

El delantero marfileño ingresó a los 61 minutos, cuando el partido iba 2-2. Inmediatamente, se llevó la emocionante ovación del estadio completo, que lo aplaudió reconociéndole su lucha contra una enfermedad tan complicada.

Si bien Haller había regresado a las canchas en los amistosos del Dortmund, esta vez fue oficial: disputó el partido por el torneo alemán y su equipo se llevó la victoria.

El futbolista había llegado al club para reemplazar a Erling Haaland, pero en los estudios médicos detectaron un tumor maligno en el testículo. Por ese motivo se sometió a quimioterapia, se hizo dos operaciones y pudo volver a disfrutar de jugar al fútbol.

Tras una lucha de aproximadamente seis meses, Sébastien Haller se puso nuevamente los botines. Sorprendió a todo el mundo del fútbol con un mensaje escrito en la cara externa: “Fuck cancer”.

Traducido al castellano, esa frase significa “a la m... con el cáncer”. Esta dedicatoria se viralizó como la historia de superación de un jugador que logró vencer una dura enfermedad y retomar su carrera como futbolista.

 

 

Fuente: TN

Te puede interesar