Sergio Berni, sobre la toma de tierras: “Proponer un delito para atender una necesidad real, no corresponde”

POLÍTICA Por Heretz Nivel
El ministro de Seguridad bonaerense advirtió que la usurpación de tierras cada vez está más organizada.
sergio-berni-seguridad-cuarentena-10

El ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires, Sergio Berni, estuvo en el programa radial ‘Cada Mañana’ y mencionó la toma de tierras, que amenaza con una escalada de violencia entre la ciudadanía argentina. “Nadie puede discutir que en la provincia de Buenos Aires el déficit habitacional es un problema a resolver, pero un problema a resolver se debe afrontar con soluciones perdurables en el tiempo y no proponiendo una acción delictiva para resolver un problema real”, manifestó.

De acuerdo con su postura, la usurpación de terrenos no se da al azar. “Hay actores dentro de estas tomas que cada vez son más organizadas, hay actores que nada tienen que ver los intereses que representan que es generar una solución definitiva para la gente que vive en un extremo de vulnerabilidad. Tenemos una situación real, que nadie la puede negar. Cualquier ciudadano de bien debe sentarse a pensar. Las soluciones mágicas no existen, pero se necesitan planes de vivienda que trasciendan los gobiernos porque es una necesidad real. Pero de ahí a proponer un delito para atender una necesidad real no es lo que corresponde”, insistió.

En cuanto a su postura, precisó que su función es la “defender los intereses de los bonaerenses honestos”. “La Constitución de la Argentina garantiza la propiedad privada y se acabó la discusión”, declaró, remarcando su posición respecto a este conflicto en diversos puntos de la provincia de Buenos Aires y del país.

Sergio Berni destacó que los delitos durante la pandemia fueron muy desestructurados y sin premeditación. En cambio, las tomas de tierra demostraron estar muy bien organizadas. “Cuando hablamos de organizadas, empezamos a ver abogados, estudios de contadores, barras bravas. Vemos que también hay hombres y mujeres que tienen una necesidad real, pero que son usados para tomar esas tierras. Esa gente que tiene necesidad, que vive hacinada, que no tiene posibilidad y recursos para tener su techo propio, la llevan arriada, la dejan quince o veinte días y cuando se garantizan la propiedad de la tierra, todos estos delincuentes los sacan a patadas. Después empiezan los negocios inmobiliarios, después empiezan las reventas de tierras”, acusó.

En este punto, remarcó que el Estado debe tomar cartas en el asunto. “No puede permitir y no puede proponer soluciones delictivas a un conflicto. A un problema de vivienda se lo afronta con planes de vivienda. Yo pienso por Sergio Berni. Si soy el ministro
de la provincia de Buenos Aires es porque el gobernador entiende y piensa y comprende la situación, si no ya me hubiera sacado a patadas, si no pensara como pienso yo. No podemos decir una cosa frente a un micrófono porque es demagógico, pero después hacer otra cosa”, planteó.

Por último, precisó que “la ocupación de viviendas es un hecho real”. “Es un delito que lleva diferentes actores. Más que un plan para parar esto diría un plan para tener una solución. El gobernador y su equipo de trabajo de planificación están trabajando hace varios meses en un plan para reactivar esta economía que puso también en terapia intensiva a nuestro bolsillo. Dentro de eso que están trabajando, estoy seguro que va a haber propuestas para solucionar, soluciones que no son de la noche a la mañana. Alguna vez la política tiene que saber respetar el sentido común y la necesidad de la gente”, concluyó.

Con información de www.elintransigente.com

Te puede interesar