Prisión condicional para Rizzi, el amigo del hijo de Cadamuro

JUDICIALES Por Ana COHEN
El joven fue condenado por encubrimiento agravado. Durante el juicio confesó que acompañó a Jeremías Sanz a enterrar el cuerpo de su madre.

El pasado 17 de diciembre, Jeremías Sanz fue condenado a prisión perpetua por asesinar a su mamá y enterrar su cuerpo en un campo cerca de la localidad de Jesús María. Se trata del hijo de María Eugenia Cadamuro que fue hallado culpable por homicidio triplemente calificado por el vínculo, violencia de género y alevosía.

Diez días más tarde, en el marco de un juicio abreviado, condenaron a tres años de prisión condicional al amigo del hijo de la víctima, Nicolas Rizzi. La pena deberá cumplirla bajo el régimen de libertad condicional, pero aún se desconoce cuáles serán los requisitos que impondrá el Tribunal.

Rizzi está acusado de encubrimiento agravado. Su testimonio fue clave durante el juicio contra su amigo: confesó ante la Cámara en lo Criminal de 8° Nominación que acompañó a Jeremías Sanz a enterrar el cuerpo de María Eugenia Cadamuro. 

"Nos bajamos con las luces apagadas y con el claro de luna se veía bastante. Ahí le dije ‘¿que vamos a hacer con esto?’ Nos dirigimos hacia donde había un arbolito, había pasto alto, yo tomaba de una punta y él de otra. Él iba caminando en dirección al árbol encontrándose un pozo. Ahí la largamos y él lloraba mal. Yo le decía ‘estás enfermo de la cabeza’. Yo me fui a la camioneta, di marcha atrás y me fui a mi casa", reveló Nicolás Rizzi.

 Fuente: El Doce

Te puede interesar