Una encuestadora volvió a medir “como antes” y acertó el resultado exacto en Mendoza

POLÍTICA Por
Es una consultora de la provincia. Para las PASO nacionales había probado un nuevo sistema con redes sociales.
RODOLFO SUÁREZ

Después del pifie generalizado para las PASO presidenciales, en el que se vio afectada, una consultora decidió volver a medir "como antes" y acertó con precisión la elección de este domingo en Mendoza. La firma, Reale Dallatorre Consultores (RDT), es de la provincia y usó una combinación particular: 97% de casos presenciales y 3% de telefónicos.

La encuestadora había difundido sus mediciones para este comicio a gobernador, que terminó consagrando al radical Rodolfo Suarez, para los meses de julio, agosto y septiembre. Clarín publicó sus últimos números a mediados de mes y quedaron muy cerca del resultado. Casi calcados.

RDT había pronosticado 50,2% para Suarez, 34,9% para la kirchnerista Anabel Fernández Sagasti, 7,6% para José Luis Ramón (de la alianza Protectora Fuerza Política) y 3,3% para Noelia Barbeito, del FIT. Completaba con un 1,6% de blancos y 2,1% de indecisos.

En todos los casos estuvo dentro del margen de error (2,3%). Y más también: según el escrutinio provisorio, con el 99,98% de las mesas escrutadas, Suarez quedó en 49,88%, a sólo 32 centésimas del pronóstico de RDT; Sagasti sumó 34,97%, 7 centésimas más de la encuesta; Ramón, 8,44% (84 centésimas arriba); Barbeito, 3,3% (30 centésimas abajo) y los blancos 2,03% (43 centésimas arriba).

Clarín habló este lunes con Martha Reale, directora de la consultora. Y ella explicó: "Usamos la metodología que usábamos históricamente, que son las encuestas domiciliarias. En Mendoza uso siempre un 97% de casos domiciliarios y 3% de telefónicos. Esto último para llegar a los segmentos ABC 1. Mendoza tiene una particularidad: tiene la mayor cantidad de barrios privados en términos relativos y se complica para llegar a esos segmentos directamente en las casas".

La analista contó que "hace años usamos esa metodología, pero también empezamos a introducir el tema digital, con redes sociales. Es un sistema nuevo que veníamos desarrollando y era la primera vez que lo probábamos a nivel nacional. Lo habíamos probado en algunas provincias y nos había ido bien, pero a nivel nacional, bueno, no funcionó".

Para las PASO presidenciales, RDT había pronosticado un triunfo de Alberto Fernández por sólo 1,7 punto. Terminó siendo por 16. En parte por eso, para la elección en Mendoza decidió a volver a medir "como antes". "Las presenciales nunca las abandonamos. Con redes sociales, estábamos buscando un sistema más económico, justamente por el costo que tienen las presenciales. Una encuesta presencial, hoy, a nivel nacional, estamos hablando de un costo superior a 4 ó 5 millones de pesos".

"Entonces -sigue Reale-, estábamos buscando un sistema que nos permitiese replicar la encuesta tradicional a través de redes sociales y abaratar los costos. El problema que tuvimos ahí, para las PASO nacionales, es que tuvimos mucho voto oculto y cuando hicimos las proyecciones de indecisos, nunca imaginamos que todo ese caudal iba a ir a parar a una sola opción. Con las presenciales te queda un porcentaje de indecisos mucho más bajo".

 

 

Con información de www.clarin.com sobre una nota de Eduardo Paladini

Te puede interesar